El accidente laboral ocurre cuando un trabajador sufre una lesión corporal mientras realiza una actividad laboral o a causa de las tareas que esté realizando por cuenta ajena.

Estas lesiones pueden ser físicas o psicológicas. Los daños producidos por una enfermedad profesional, que son enfermedades causadas por el trabajo, cuentan con la misma o similar cobertura que el accidente de trabajo.

Para que se considere un accidente laboral es necesario que exista una conexión entre la lesión y el trabajo, ya sea por causa indirecta o directa. En el caso de que no exista una relación, se considerará como un accidente no laboral.

Están protegidos todos los trabajadores que trabajen por cuenta ajena, aunque no estén dados de alta en la Seguridad Social o no hayan cotizado previamente. Los trabajadores autónomos tienen la opción de cotizar para estar protegidos de accidentes de trabajo o enfermedades profesionales.

Hay empresas de prevención de riesgos que ayudan a identificar y tomar las medidas para garantizar la seguridad de los trabajadores.

Qué es un accidente laboral y qué no

Los accidentes laborales son los que ocurren en las tareas desarrolladas en el puesto de trabajo, ya sea de forma espontánea por el trabajador en beneficio de la empresa o encomendadas por el empresario.

Se consideran accidente laboral si han ocurrido en el lugar y tiempo de trabajo, ‘in itinere’ que son los que ocurren cuando viajas a tu lugar de trabajo o cuando vuelves de tu lugar de trabajo.

De ‘misión’ son los que ocurren cuando el trabajador se desplaza para realizar una actividad laboral.

Por funciones de carácter sindical, cuando han ocurrido a personas con cargos de carácter sindical las cuales sufren el accidente por el desempeño de dicha función o cuando se desplazan para realizarla.

De salvamento si tienen conexión con el trabajo y enfermedades o defectos anteriores se considera accidente si se manifiesta o empeora por el desempeño de la actividad laboral, como ocurre con el ‘síndrome de sensibilidad química’ que fue considerado accidente laboral por la Sala de Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Xustizia de Galicia.

No se considerará accidente laboral si es debido a la imprudencia del trabajador accidentado que ocurre cuando el trabajador se salta las normas, instrucciones o órdenes del empresario, creando un riesgo grave e innecesario.

Tampoco se consideran accidentes laborales debido a fuerza mayor ajenas al trabajo o causadas por terceros que no tengan relación con la empresa. Si el trabajador realiza su actividad al aire libre si se consideran accidentes laborales las causadas por fuerzas de la naturaleza como insolación, la caída de un rayo, etc.

Vamos a ver los tipos de accidente laboral

Tipos de accidentes laborales

Existen muchos tipos de accidentes laborales pero solo vamos a nombrar los accidentes laborales más comunes en España.

La construcción es uno de los sectores con más accidentes laborales debido al gran porcentaje de la población que se dedica a este sector y las peligrosas condiciones de trabajo que tienen. Los accidentes en este sector suelen ser:

  • Atrapamientos
  • Caídas de distinto nivel
  • Golpes, pinchazos y cortes
  • Aplastamiento
  • Amputaciones

En las oficinas también ocurren accidentes laborales como:

  • Caídas, resbalones y tropiezos
  • Cortes y golpes
  • Contacto con la electricidad

Las lesiones sufridas por el sobreesfuerzo muscular y la fatiga física se encuentran presentes en todos los sectores laborales. Las lesiones no solo pueden ser físicas también se incluyen las psíquicas, como son el estrés y la ansiedad, que pueden ocasionar dolencias físicas, como problemas cardiovasculares, digestivos, cutáneos o la alteración de la concentración o capacidad intelectual.

Cómo prevenir un accidente de trabajo

Aunque hay accidentes de trabajos difíciles de prevenir utilizar los métodos de prevención, tanto de la empresa como del trabajador propio, reduce bastante las posibilidades de sufrir un accidente de trabajo.

Las empresas deben de realizar una evaluación de riesgos como primer paso, con esto obtendrán la información necesaria para saber qué riesgos hay en las actividades que desempeña la empresa y como evitar o reducir el riesgo a sufrir accidentes tomando las medidas necesarias como son los equipos de protección colectivo y los equipos de protección individuales.

Los trabajadores por su parte deben estar informados por la empresa y tener conocimientos de formación en materia de seguridad y salud. Además, deberán seguir las normas de seguridad e informar de defectos o peligros que hay en su puesto de trabajo a la empresa.

Es recomendable contratar los servicios de una empresa para que aconseje a tomar las medidas necesarias para la seguridad de los trabajadores.

Indemnización por accidente laboral

La indemnización por accidente laboral se calcula analizando distintos aspectos que ayudan a laboral la gravedad en caso de sufrir un accidente laboral: Daños corporales, emocionales, si causa una incapacidad permanente o temporal. La indemnización por muerte es el cálculo simbólico que recibirá la familia en base del beneficio económico de la vida laboral del trabajador.